¿Quieres saber cómo limpiar tus joyas de plata AQUA? Limpiar tus joyas de plata AQUA es fácil y seguro, si sabes cómo.

Para comenzar, debes saber que todas las joyas tienen a ensuciarse debido al uso cotidiano e incluso debido a permanecer guardadas de forma inadecuada. Las piezas de joyería que nos ponemos entran inevitablemente en contacto con nuestra piel. En ocasiones, ese contacto se produce con sudor, cremas, permufes y lociones cosméticas. Debes tener mucho cuidado con perfumes y otras lociones, que pueden ser corrosivas para los baños y acabados de algunas joyas. Como norma general, trataremos de evitar el contacto directo entre nuestras joyas y este tipo de elementos.

Además de factores como el uso o el contacto con determinadas sustancias, la piel de cada persona puede afectar a las joyas de forma diferente, ya que cada persona tiene un tipo de piel y unas características determinadas. Como bien sabes, encontramos personas con un tipo de piel más grasa, piel seca, diferentes niveles de Ph, además de factores como la sensibilidad, alergias, o diferentes niveles de producción de sebo o sudor. Por este motivo, es posible que una misma pieza se ensucie más en una persona que en otra.

Ahora que ya conocemos algunos de los factores que influyen en la suciedad de las joyas, te daremos unos consejos para que tus joyas AQUA estén siempre en perfecto estado. Para evitar que la suciedad se acumule, te recomendamos que limpies tus joyas habitualmente con un paño suave y limpio.




 

Cómo limpiar joyas de plata

  

  

1. Limpia tus joyas con un paño suave y limpio. No humedecer el paño con ningun producto limpiador. Es posible que tras un buen mantenimiento, este proceso sea suficiente. 

2. Para una mejor limpieza, prepara un bol con agua templada o tibia, nunca caliente. Añade unas gotas de jabón, detergente o lavavajillas y sumerge la pieza durante 10-15 minutos, dependiendo de la cantidad de suciedad.

Una vez transcurrido el tiempo, aclarar las joyas con abundante agua, haciendo incapié en esquinas, calados o zonas de dificil acceso. Así, evitaremos que queden restos de jabón en dichas zonas, lo que podría dañar el baño o ennegrecer la pieza. Si no podemos acceder a algunas zonas o la suciedad no se elimina facilmente, podemos usar un cepillo de cerdas suaves para frotar suavemente en dichas zonas.

Una vez aclarada con agua, secar y limpiar con un un paño suave y limpio.



Mantener tus joyas de plata siempre brillantes es muy sencillo. Tan sólo un buen mantenimiento y un uso correcto de ellas, valdrán para brillar como mereces. A continuación, te daremos unos consejos para mantener tus joyas brillantes y evitar un desgaste acelerado. 

Evita el contacto con perfumes, colonias y cosméticos.

Guarda tus joyas en su estuche original o en una bolsita de tela, lejos de la humedad.

Introduce en el estuche una bolsita de gel de sílice o algun elemento que absorba la humedad.

Limpia tus joyas habitualmente con un paño suave como hemos explicado anteriormente. 



¡Ahora podrás disfrutar de tus joyas AQUA como el primer día!



Elige ser tú, #EligeAQUA